¿Sumamos?

Todo lo que te cuento se resume en dos objetivos:

edición limitada y el clickamino son mis medios para conseguirlo. Si te gusta este proyecto y quieres formar parte de él, puedes:

  • Contribuir al clickamino «caminando» conmigo.
  • Contratar mis servicios de edición profesional.
Y todo esto… ¿cómo va?

Tanto el clickamino como edición limitada son proyectos humildes a la vez que ambiciosos. Por eso se salen un poco de lo normal.

En el clickamino llevo a cabo todas las «locuras» que se me ocurren y que no puedo no cometer. A mí me gusta llamarlas aventuras, de las que sea como sea siempre hay algo que aprender.

Avistando unicornios en el clickamino. Reto solidario por el cáncer.

Los «peregrinos» que caminan conmigo son lo que da sentido a cada aventura, independientemente de su envergadura. Puedes unirte a ellas como quieras; participar y difundir es la mejor manera, así como contribuir según creas. Cuéntame tu idea y hablemos de ella.

Creo en esto como en mi vida, y tengo clicks y postales para regalar mientras viva. Lo hago sin ánimo de lucro, aunque adquirirlos tiene un precio que me parece lógico recordar. Del Camino aprendí, entre otras muchas cosas, que los albergues genuinos, gestionados por hospitaleros voluntarios, se mantienen gracias a la contribución de los peregrinos mediante el precio donativo: cada uno da lo que puede o quiere para que, del mismo modo en que hoy tiene cama, agua caliente y comida gracias a las aportaciones de quienes pasaron ayer, otros peregrinos puedan hacerlo mañana y seguir su camino.

El precio donativo es la «moneda» del clickamino a cambio de todo lo que puede aportar: desde postales y muñequitos hasta exposiciones, colaboraciones, charlas y cualquier tipo de actividad.

El donativo puede ser reconocimiento, contribución, implicación, difusión, algún objeto útil o agradecimiento, sin olvidar que hay cosas que es más fácil —y eficiente— pagar con dinero. En este sentido, no se me ocurre mejor manera —ni más coherente— de hacerlo accesible y de fomentar la responsabilidad que confiar en que cada «peregrino» sea consciente de ello y contribuya según considere para que este proyecto pueda continuar.

Desde edición limitada te invito a colaborar en el clickamino por medio de los servicios que ofrezco como profesional.

¿Zarpamos?

En este caso, la moneda es principalmente el dinero, pero también todo aquello en lo que podamos sumar. La mayor parte de los beneficios los invierto en material para el clickamino y en comprar libros, películas y música con los que crear una biblioteca abierta, a medio-largo plazo, a todo el que la quiera visitar.

Si tienes ganas de más, te invito a seguir leyendo sobre cómo unirte a esta aventura y sobre los servicios que presto.