No es un lujo:

Respirar aire limpio.
Vivir junto al mar.
Tumbarte al sol en la playa después de comer con las olas. Como algo habitual.
Elegir cuándo y cómo trabajas.
Rodearte de calma.
Escuchar el silencio.
Dedicarte tiempo.
Hacer lo que te gusta.
Cumplir tus sueños.
Entender que vivir «con menos» es vivir MÁS.
Tomar decisiones que te beneficien. Que te hagan sentir bien. Llevarlas a cabo.
Vivir en paz.

Nada de esto es un lujo. Es una necesidad. Sea cual sea tu paz, ya huela a mar o a montaña, a pueblo o a ciudad, a soledad o a compañía: elígela.

#liverdad #esgritos

Emprender no nos hará libres

Emprender no nos hará libres. Lo que nos hará libres será elegir. No las cosas que pasan, sino cómo queremos vivir.

Uno puede
ser autónomo,
ser empleado,
trabajar mucho,
trabajar poco,
no trabajar,
vivir en el campo o en la ciudad,
casarse o no casarse,
formar familia o ser su familia,
alquilar o hipotecarse,
vivir a débito o a crédito,
ser ambicioso o conformarse.
Y haga lo que haga, puede ser libre si eso es lo que elige. Si no se limita a resignarse. Y si tiene un motivo para levantarse.

Cuando eliges eres libre porque deshaces tus ataduras mentales. Ya no hay peros; hay motivos. Dejas de ser víctima de tus responsabilidades.

Y a elegir bien, ¿cómo se aprende? Siempre escuchándote. ¿Qué te pides?

#liverdad #esgritos